Editorial. Vol 1. No 2.

Editorial: Evolución Histórica del Hospital Pediátrico de Sinaloa

Screen Shot 2013-08-14 at 8.45.24 AM

La atención pediátrica  en el mundo inició apenas en el año 1802, con la creación en Paris del “Hôpital des enfants-malades”. A partir de entonces se comenzó a entender la fisiología propia del niño, a identificar sus enfermedades y a enfrentar también los riesgos intrahospitalarios de atención, a evaluar tratamientos, etc.

En México se inicia la atención pública de niños con la antigua Casa de Cuna que funcionó en los años veintes. En 1937 el Dr. Rigoberto Aguilar Pico funda el Hospital del Niño Sanz de Lavie y en 1944 abre sus puertas el Hospital Infantil de México.

En ese año nace en Culiacán Sinaloa el llamado “Hospitalito del niño” como centro de atención de primer nivel, situación de la cual derivaba un alto índice de morbimortalidad por la escasez de recursos humanos y tecnológico; y, no es sino hasta 1954,  en que el Dr Rigoberto Aguilar Pico entra como Gobernador Interino de Sinaloa, que se inician las primeras camas de hospitalización, el primer quirófano y se envían a México médicos y enfermeras para su capacitación.

El 13 de septiembre de 1980, en gestión del gobernador Alfonso G. Calderón y con una labor destacada de su esposa la Sra. Haydeé Barraza de Calderón, se inaugura el Hospital del Niño DIF, en el sitio que se encuentra actualmente y cuyo edificio de hospitalización se conserva como la edificación original.

El 29 de julio de 1983 se crea la ley del Hospital Pediátrico de Sinaloa como organismo público descentralizado del Gobierno del Estado.

El 13 de septiembre de 1988, en gestión del Gobernador Antonio Toledo Corro, por gestiones del Dr. Alejandro Llausás Vargas y otros pediatras de la localidad obtuvieron  del Congreso del Estado la aprobación para asignarle al Hospital el nombre del  “Dr. Rigoberto Aguilar Pico”

En 1999 durante la gestión del Dr. Roberto Zazueta Tena se elaboró el nuevo logotipo del Hospital cuyo emblema fue extraído de un petroglifo que se encuentra en “Las labradas”, junto al sitio llamado Barras de Piaxtla, municipio de San Ignacio y que identifica un rostro de un niño indígena.

La evolución histórica de la infraestructura hospitalaria ha sido determinante en cada sexenio de gobierno, de acuerdo a los recursos disponibles, la política de gobierno y de acuerdo a las necesidades de expansión. Así ha continuado el crecimiento hospitalario con la remodelación de los diferentes servicios y la creación de departamentos claves para la atención pediátrica.

La adquisición de equipo médico de igual manera se ha ido incrementando, con la aportación de cada sexenio a  través de donaciones de hospitales extranjeros y fundaciones, especialmente la Río Arronte que donó el equipo de tomografía helicoidal de última generación y el equipamiento de terapia intensiva neonatal.

En el año 2006, el Hospital Pediátrico de Sinaloa, de cara al futuro y con su fuerte convicción y compromiso de atención de excelencia a la niñez, implementó la plataforma electrónica Moodle® como complemento de la enseñanza para sus residentes. La informática provee de herramientas disponibles las 24 horas del día y de recursos flexibles y adaptables según las necesidades del alumno. El residente puede consultar información actualizada, en cualquier momento, para cumplir sus objetivos de aprendizaje y así, mejorar la calidad de la atención médica. De igual manera, se comenzó un cambio en el enfoque de la enseñanza, con la visión de formar pediatras que tengan los conocimientos esenciales de la pediatría general, y a su vez, que estén preparados para ejercer una práctica basada en la evidencia. Dicha práctica implica basar las decisiones médicas en 3 componentes: la mejor evidencia científica, la pericia clínica, y los valores y preferencias del paciente.

Ese mismo año se creó el Departamento de Investigación, por la necesidad de promover e impulsar el desarrollo de trabajos científicos en el área biomédica pediátrica. Junto con el Departamento de Enseñanza coordina los protocolos y tesis de investigación de residentes. De manera independiente, promueve la elaboración y publicación de trabajos de entre los adscritos comprometidos en esta área. Se trabaja arduamente en conseguir financiamientos externos para hacerse del equipo tecnológico que requiere todo laboratorio de investigación.

El Departamento de Investigación actualmente cuenta con un área propia en donde, además de realizar la asesoría para protocolos, con el equipo tecnológico recibido por donaciones diversas (GANAC IAP, CECYT y la carrera “Lucha contra el Cáncer”) se ha logrado avanzar en estudios de biología molecular que, junto con el Departamento de Genética ha impactado de forma importante en el diagnóstico y pronóstico de pacientes oncológicos, principalmente.

Históricamente; prevalece el  compromiso que el Hospital ha adquirido con la comunidad: ofrecer un servicio de calidad para bien de los niños y para el bienestar social de la población. Todo lo invertido hasta ahora y todas las perspectivas de crecimiento para el futuro estarán enmarcadas en la misión y visión del Hospital.

Compilación: Dr Víctor M. Pérez Pico, Dr. José Antonio Quibrera Matienzo
Actualización: Dr. Giordano Pérez Gaxiola, Dra. Nidia León Sicairos
Hospital Pediátrico de Sinaloa